RESUMEN: Lo fundamental de la reunión entre Vladímir Putin y Kim Jong-un

0
1501

COSMÓDROMO DE VOSTOCHNY (RUSIA) /TASS/. El presidente ruso, Vladímir Putin, y el líder norcoreano, Kim Jong-un, se reunieron este 13 de septiembre en el cosmódromo de Vostochny. El primer encuentro de los mandatarios en cuatro años duró más de cinco horas en diferentes formatos.

La reunión tuvo lugar 75 años después del fin de la Guerra de Corea, en la que Moscú y Pionyang lucharon del mismo lado. Kim Jong-un calificó las relaciones con Rusia como la “máxima prioridad” de su Estado y expresó confianza en la victoria del Ejército y el pueblo rusos en su “lucha sagrada”.

Después de las negociaciones con Putin, Kim se dirigió a Vladivostok y Komsomolsk del Amur, donde visitará algunas empresas de defensa.

TASS ha recopilado la información fundamental sobre la reunión de ambos líderes.

Camino a la cumbre

El 12 de septiembre, Kim Jong-un llegó en tren a la región de Primorie. En la estación fronteriza de Jasán fue recibido por el jefe del Ministerio de Recursos Naturales de Rusia, Aleksánder Kozlov. En ese momento, Putin ya se encontraba en Vladivostok, donde celebró una reunión sobre el desarrollo de las ciudades del Lejano Oriente ruso y habló en la sesión plenaria del Foro Económico Oriental.

En el cosmódromo

Putin viajó de Vladivostok a Vostochny en avión, mientras que el líder norcoreano llegó al cosmódromo en tren.

Los líderes de ambos Estados inspeccionaron el taller de ensamblaje de los cohetes rusos Angara. “Por eso vinimos aquí. El líder norcoreano muestra un gran interés en la tecnología de cohetes, también están tratando de desarrollar la industria espacial”, explicó Putin. Por su parte, Kim Jong-un dejó una nota en coreano en el libro de invitados de honor, que reza: “La gloria de Rusia como país de los primeros exploradores espaciales nunca se desvanecerá”.

Negociaciones en formato ampliado y privado

Las conversaciones entre las delegaciones de los dos países duraron más de una hora. Por Rusia participaron cuatro vice primeros ministros, así como el ministro de Asuntos Exteriores y sus colegas del Ministerio de Transporte, la cartera de Recursos Naturales y el departamento de Defensa. Corea del Norte estuvo representada por los jefes de los Ministerios de Asuntos Exteriores y de Defensa, así como por el titular del Comité Central del Partido del Trabajo de Corea.

En la parte del encuentro abierta a la prensa Putin recordó la ayuda que la Unión Soviética brindó a los coreanos en la lucha por la independencia. En respuesta, el líder norcoreano calificó las relaciones con Moscú como una prioridad para Pionyang y expresó su confianza en que la cumbre ayudaría a elevarlas a un nuevo nivel. Afirmó que Rusia estaba librando una “lucha sagrada” por su soberanía y seguridad, y declaró pleno apoyo a Moscú.

Después de la reunión en formato amplio, Putin y Kim Jong-un hablaron cara a cara durante casi una hora.

Los temas discutidos incluyeron la cooperación bilateral, la situación en la región y en el mundo. En particular, Kim Jong-un señaló que se trataba de “la situación político-militar en la península de Corea y en Europa”. Respondiendo a la pregunta después de la reunión de si se discutió la cooperación técnico-militar, Putin enfatizó que Rusia cumple con las sanciones de la ONU, pero “hay perspectivas” para el desarrollo de la cooperación con Pionyang en este ámbito.

Comida formal

Al finalizar los diálogos se ofreció una cena oficial en honor a la llegada de Kim Jong-un a Rusia.

En la comida, Putin pronunció un brindis por la salud del líder norcoreano, el bienestar y la prosperidad de los pueblos de Rusia y Corea del Norte, que “actúan en nombre de la paz, la estabilidad y la prosperidad en la región”. A su vez, Kim expresó su confianza en que los tradicionales lazos amistosos entre Moscú y Pionyang se convertirán en “relaciones indestructibles de cooperación estratégica”, deseó a Moscú éxito en la operación militar especial y brindó por las “nuevas victorias de la gran Rusia”.

Programa de visita del líder norcoreano

Después de la cumbre, Kim Jong-un viajó a Komsomolsk del Amur. En esta ciudad rusa visitará las fábricas donde se producen aviones civiles y militares, y luego viajará a Vladivostok, donde conocerá las capacidades de la Flota rusa del Pacífico.

Además, la agenda de la visita de Kim incluye “varias cuestiones relacionadas con el medio ambiente y la educación”, desveló Putin.

Print Friendly, PDF & Email

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí