¿Cómo seis presos políticos palestinos acusados de “terrorismo” escaparon de prisión israelí?

0
223

Rosa Bronstein

Tel Aviv, 10 sep (Sputnik).- La historia (aún en progreso) de la fuga de seis presos palestinos acusados de terrorismo de una prisión de alta seguridad israelí, los planos de la prisión accesibles en línea, y el guardia dormido, cautivan al país desde hace cuatro días. Mientras, continua su frenética búsqueda.

La huida de los seis prisioneros palestinos de la cárcel de alta seguridad de Gilboa el pasado lunes puso al descubierto una serie de fallos en el servicio de prisiones israelí que, en sucesivos programas de investigación de las cadenas de televisión y reportajes en periódicos, señalan a altos comandantes, disfunciones en aparatos electrónicos y al guarda de seguridad que se durmió en su torre de vigilancia.

LOS HECHOS

En la madrugada del lunes, la noche en la que los judíos celebraban el Nuevo año, seis presos palestinos escapaban de la celda número 5 del ala 2 de la prisión situada en el valle de Jezreel, en la zona norte del país. Lo hicieron a través de un túnel que excavaron desde su celda, aparentemente durante los últimos 6 meses.

Todos los prófugos, cinco miembros de la Yihad islámica (prohibido en Rusia) y un miembro de Al Fatah, eran residentes de la zona cercana de Jenin.

La noche de la fuga, dos de los presos fueron trasladados a esa celda número 5. Por eso se sospecha que recibieron ayuda del interior de la cárcel para escapar.

Se especula que los prisioneros sacaron una rejilla de metal que estaba soldada al suelo del servicio y, al hacerlo, descubrieron un espacio vacío, probablemente creado cuando se construyó la prisión, que llevaba al exterior. Escaparon por un túnel de 30 metros de largo en cuyo final excavaron un conducto de salida.

La investigación preliminar señala que, después de que cada uno de los hombres saliera por el conducto sin ser visto (el guarda de la torreta confesó haberse dormido y las cámaras no los captaron) los seis se alejaron a pie de la prisión.

El caso es que un taxista vio a unos hombres que consideró sospechosos cruzando una carretera y llamó a la Policía para reportarlo, así, unas dos horas después de la fuga, a las 3:30 am, se descubrió que los presos de seguridad (como se llama en Israel a presos palestinos que han cometido acciones contra la seguridad del Estado) habían escapado. Cuatro de los seis están condenados a prisión perpetua.

COORDINACIÓN Y PARADERO

Según el canal 12, el servicio de seguridad interior Shin Bet sospecha que los presos coordinaron su fuga con personas del exterior y que, tras caminar tres kilómetros, se subieron a un vehículo con el que abandonaron la zona.

La mayor preocupación de las fuerzas de seguridad es que sigan en territorio israelí, escondidos, esperando la oportunidad de escapar del país o de cometer un ataque.

También se baraja que hayan escapado a Cisjordania, una zona conocida por todos ellos, lo cual hace temer que la situación de búsqueda y captura provoque violencia con las fuerzas de seguridad israelíes cuando entren a procurarlos. Sin embargo, parece más probable que intenten escapara a Jordania u otro país, lo que haría más difícil devolverlos al sistema penitenciario israelí.

¿LOS PLANOS DE LA CÁRCEL EN LÍNEA?

Pues sí, ese es uno de los grandes fallos de esta historia; por algún motivo los planos arquitectónicos de la cárcel, construida en 2004 para albergar a prisioneros durante la segunda intifada, estaban publicados en la página web de los arquitectos. Se desconoce si los presos los vieron, sin embargo, llama la atención que el servicio de prisiones no estuviera al tanto de ese detalle.

Tampoco se entiende el porqué del espacio abierto bajo las celdas, tal vez debido a las prisas a la hora de construir la cárcel.

Una vez se digirió el calibre de la fuga y puestos en evidencia los errores, el sistema de prisiones decidió endurecer las condiciones de los demás presos de seguridad, unos 4000 hombres. Muchos miembros del movimiento islamista Yihad islámica fueron trasladados a otras alas de la prisión, creando aún más malestar dadas las diferencias ideológicas entre los presos. Se temía, tal vez aún se tema, que los prófugos pretendan liberar a otros reos de Gilboa.

Mientras tanto ha habido incidentes violentos en otras prisiones de seguridad, donde algunos cautivos prendieron fuego a sus celdas y se enfrentaron a los carceleros, en protesta por intentar trasladarles.

Fuera de los muros, manifestantes palestinos mostraron solidaridad con los escapados en diferentes puntos de Cisjordania y Jerusalén oriental, y este viernes el movimiento islamista Hamás, gobernante de facto en Gaza, ha declarado un día de la ira por este mismo motivo. Israel está en alerta. 

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here